(01 800) 2289-437

En un restaurante familiar, los niños también son tus clientes


Como dueño de un restaurante, ¿qué tanta importancia le das a los niños que acuden a tu restaurante con sus padres? Seguramente la respuesta es que no mucha y no es raro, para la gran mayoría de restauranteros, los niños no son un factor relevante.

Sin embargo, debes entender que un restaurante en el que los niños se sientan cómodos será un lugar al que regresarán sus padres. Después de todo, ellos desean que sus hijos están a gusto sin preocuparse de que se aburran y tengan un mal comportamiento.

Por esto, debes recordar que los niños también son tus clientes. De ahora en adelante, préstales atención en tu restaurante familiar. Los siguientes trucos pueden serte de ayuda:

 

Ofrece botanas saludables mientras esperan los alimentos

Las personas que llegan a tu restaurante familiar suelen hacerlo con hambre. En los adultos no es un problema, pero los niños pueden tornarse sumamente inquietos. Para evitarlo, ofrece algunos trozos de fruta o vegetales que les ayuden a aguantar mientras llegan los alimentos.

 

Ten un área de juego apropiada para los niños

Antes del momento en que llega la comida y una vez que se ha terminado pueden surgir problemas de comportamiento. Los adultos pueden desear pasar algún tiempo conversando pero los niños podrían aburrirse y empezar a generar ruido que moleste a los demás comensales.

Para evitar esta situación, procura tener un área donde ellos puedan divertirse. No es necesario que sea un área enorme. En realidad, puede bastar con una pared pintada con pintura de pizarra donde puedan dibujar y distraerse.

Si esta opción no te es viable por costos o tamaño de tu local, prueba tener hojas con actividades lúdicas. Los niños suelen divertirse bastante con crucigramas, dibujos para colorear y sopas de letras.

Crea un menú para niños

El que tengas un restaurante familiar va más allá de simplemente aceptar niños en tu local. Ellos tienen ciertos gustos que debes tomar en cuenta si realmente deseas que tu local se convierta en uno de sus favoritos.

Piensa que los adultos podemos sentirnos a gusto comiendo alimentos muy picantes o con ciertos ingredientes. En cambio, los niños necesitan sentir mayor atracción por los alimentos para comerlos.

Platillos como las Fajitas de pollo empanizadas en salsa de mango son recetas que además de gustarle a los niños tienen un buen aporte y equilibrio nutrimental.

Solo recuerda, un niño no come lo mismo que un adulto, por lo que el menú para los niños también debe considerar porción apropiadas para los pequeños.

Recuerda que en Herdez Food Service podemos brindar la asesoría necesaria para el desarrollo de un menú infantil, con recetas deliciosas y con alta rentabilidad para tu negocio.  Acércate a nosotros!

 

 

 

 

 

¿Quieres recibir nuestras noticias?

Te puede interesar