(+5255) 5358-0877

¿Cómo se acomoda un refrigerador?

Acomodar las cosas en un refrigerador tiene una lógica y en este artículo hablaremos de ella. ¡No se lo pierdan!

El acomodo de un refrigerador no sólo tiene que ver con ahorrar espacio y que todo sea vea ordenado, sino que es de vital importancia para el óptimo estado de los alimentos que se están intentando conservar.

El objetivo principal de utilizar el refrigerador o congelador es garantizar la seguridad de los productos, así como mantener su sabor, olor, textura y propiedades nutrimentales por el mayor tiempo posible.

Primero que nada se debe verificar que el refrigerador funcione correctamente. La temperatura interna del mismo no debe exceder los 4°C pero mientras más productos se guarden en el refrigerador, la temperatura se elevará y no será tan fácil que el aire circule entre uno y otro alimento y lo dañe.

Esto mismo sucede cuando se guardan alimentos calientes en el refrigerador. También se debe corroborar que las puertas estén limpias y cierren perfectamente para evitar que la temperatura suba.

El almacenamiento es la siguiente fase importante en el uso del refrigerador para reducir la posibilidad de proliferación de microrganismos patógenos, los cuales causan enfermedades transmitidas por alimentos que en México son la principal causa de padecimientos gastrointestinales en la población y se pueden evitar con higiene y buen manejo de los alimentos.

Es fundamental evitar la contaminación entre los productos. Por esto, el acomodo ideal de arriba hacia abajo en un refrigerador es:

• Alimentos listos para comer y cocinados
• Pescados enteros crudos
• Carnes enteras crudas
• Carne molida cruda
• Aves enteras crudas

Esto sirve para que los productos no derramen sus líquidos sobre los alimentos que se encuentran debajo y, de esta manera, no se contaminen.

Las frutas y verduras normalmente van en los cajones en la parte inferior del refrigerador para evitar que el aire frío las maltrate. En cuanto a los huevos, los refrigeradores normalmente tienen un espacio destinado para almacenarlos.

La parte menos fría del refrigerador son las puertas, por lo que ahí deben almacenarse aquellos alimentos que no requieren de una temperatura tan baja como: aderezos, salsas, jugos y otras bebidas.

El distintivo H, reconocimiento que se otorga a prestadores de servicios de alimentos y bebidas con altos estándares de higiene, sugiere que todos los productos que se guarden en refrigeración estén correctamente tapados, etiquetados y fechados.

También, indica que se siga el sistema de primeras entradas primeras salidas (PEPS), que consiste en guardar hasta atrás los productos con fecha de caducidad más lejana y adelante los que están próximos a expirar. De esa manera, se podrán reducir los desperdicios, lo que se traduce también en ahorro económico.

Una excelente opción para congelar, guardar y transportar los alimentos son las bolsas resellables Reynolds de Herdez Food Service, las cuales protegen los alimentos del frío, cuentan con un área especial para escribir y apuntar las fecha de almacenamiento y ocupan menor espacio en el refrigerador.

¿Quieres recibir nuestras noticias?

Te puede interesar